Nuestros amigos de cuatro patas ya son parte de nuestras vidas. La convivencia tan cercana con ellos conlleva la necesidad de dedicar un cuidado especial y continuado a su higiene y a su estética; para ello tendremos en cuenta que cada raza de perro tiene un tipo de piel y de pelo diferente, por lo que es necesario darles un trato profesional y el producto más adecuado para cada uno.

Tenemos que recordarles que, junto a una alimentación adecuada y mucho cariño, la peluquería canina puede contribuir a que su mascota sea más feliz.